Casa de la Ruina _ Costa Brava _ Dezain

CASA DE LA RUINA ( COSTA BRAVA )

La “Casa de la Ruina”, es un proyecto de reforma, ampliación y restauración situada en el Baix Empordà en el corazón de la Costa Brava, en medio de un entorno privilegiado, tranquilo y aislado. El nombre del proyecto, viene determinado porque la finca está situada muy cerca de una Ermita del S. XVI en estado ruinoso conocido en la zona cómo “La Ruina”.

 

El encargo fue de ampliación de la vivienda por falta de espacio, teniendo que crear una zona nueva para invitados y una nueva habitación para uno de los hijos. Además de la reforma integral del espacio interior y de la zona de la piscina.

 

Lo primero que hicimos, fue la reordenación y redistribución del espacio existente, enormemente fragmentado, y racionalizar los numerosos rincones perdidos debido a una mala distribución. Una vez tuvimos clara la nueva distribución, se estudió por dónde se podía ampliar la vivienda. 

 

En planta baja, nos apropiamos de parte del porche exterior preexistente integrándolo a la parte interior de la vivienda y convirtiéndolo en la nueva entrada de la vivienda y un nuevo baño para la habitación de invitados, con unas espectaculares vistas al jardín y gran cantidad de luz natural. La idea principal de la integración de estos espacios con el interior, fue la de conservar y reparar la estructura de paredes de Piedra exteriores y techos de cerchas de madera preexistentes de los porches dando un valor añadido al diseño interior para estos nuevos espacios.

Siguiendo en planta baja, se decidió ubicar el garaje de la casa al exterior y así aprovechar este espacio para un nuevo estudio y zona de ocio para toda la familia.

 

Ya en la segunda planta, nos dimos cuenta que había dos grandes terrazas con muy poco uso y con el equipo se tomó la decisión por una parte de prescindir de una de las terrazas para ampliar la habitación principal y convertirla en Suite. Y por otra parte, reducir a la mitad la segunda terraza para crear un nuevo volumen dónde se ubicaría una nueva habitación juvenil. 

 

Para la formación de estos nuevos volúmenes, se siguió un criterio de arquitectura bioclimática, utilizando el Tapialblock para la formación de las nuevas paredes. El Tapialblock, fabricado por la empresa Fetdeterra, se utilizó por sus características técnicas sostenibles y ecológicas ya que es un bloque prefabricado de tierra natural compactada y además un producto innovador, reciclable y fabricado con la mínima huella ecológica. Además de sus características sostenibles y térmicas, se escogió porque era un material que se integra completamente con la estructura exterior de Piedra de la Masía pero acentuando los volúmenes ampliados de la casa.

 

Una vez conseguidos los metros cuadrados necesarios con los nuevos volúmenes  para cumplir con el programa, se realizó una intervención interior derribando numerosas paredes para obtener un espacio interior diáfano y luminoso, donde el espacio exterior se fusionase con el interior. 

 

Gran parte del mobiliario, ha sido diseñado por el equipo de Dezain architects y el resultado ha sido una vivienda con un ambiente cálido utilizando muy pocos materiales nobles, siendo sostenibles y ecológicos, para conseguir un espacio saludable y armónico. Uno de los materiales más utilizados, ha sido la madera de Nogal barnizado con barniz ecológico y saludable sin compuestos orgánicos volátiles para cumplir con los ideales de Dezain architects para crear espacios saludables. Otro de los materiales utilizados ha sido el Gres de Gran formato modelo Botttega Caliza  de Porcelanosa, usado tanto por el interior como para el exterior, para dar sensación de continuidad entre ellos. Ya en los baños , la elección para el revestimiento de la paredes fue la de porcelánico de gran formato Modelo Stark Sand Nature también de Porcelanosa, combinando el mobiliario de baño diseñado por nuestro estudio y la fabricación de las encimeras con Neolith Pulpis  con griferia acabado negro de Griferias Maier.

 

Uno de los aspectos, más destacados de la intervención de la “Casa de la Ruina”, ha sido convertir la vivienda en un espacio sostenible y saludable siguiendo criterios de Passive House y de Well Standart Building. 

 

En la reforma, se aislaron todas las paredes con un aislante térmico y acústico de lana de oveja ecológica y para los techos, se utilizó un aislamiento insuflado de celulosa ecológico, dotando a las paredes y techos de una gran hermeticidad. Para cumplir con los criterios de salud de la Well Standart Building, entre otras medidas, se utilizó un sistema de ventilación mecánica de doble flujo, para tener la vivienda con una constante ventilación controlada pero sin pérdidas de hermeticidad para conseguir un ahorro energético en la climatización del hogar. 

 

Otra de las intervenciones, fue la utilización de grandes ventanales en los volúmenes nuevos para ganar luz natural y calidad ambiental. Para dichas aberturas, se cambiaron todos las ventanas utilizando marcos con gran aislamiento y cristales triples bajo emisivos para proteger la vivienda de la entrada del sol y evitando el sobrecalentamiento del espacio interior en verano y las pérdidas de calor en invierno.

 

Siguiendo con la filosofía de Dezain architects de diseñar espacios de gran confort y calidad de vida con el mínimo consumo energético. En el proyecto, se ha utilizado energía renovable con el uso de equipos de Aerotermia y un sistema emisor por suelo radiante tanto para calefacción en invierno como refrescante por el suelo en verano, todo ello  controlado por un sistema de domótica con deshumidificadores para evitar condensaciones no deseadas. Además, este sistema de domótica, permite el control inteligente de la iluminación tanto interior cómo de la zona de jardín y de la piscina, controlando en todo momento el consumo de las luminarias tipo Led.

 

Además de los criterios de Passive House para el ahorro energético, se ha tenido en cuenta el cuidado de la salud de las personas, utilizando criterios Well, cómo la calidad del aire interior utilizando materiales sin Compuestos Orgánicos Volátiles, control térmico y control de la humedad, tratamiento del agua, estudio de la iluminación tipo LED y un alto confort acústico.

 

El resultado ha sido una intervención sincera, sin perder la identidad arquitectónica de la Masia catalana, haciendo una intervención de ampliación de espacios integrándose al sitio existente, utilizando materiales de arquitectura bioclimática con materiales sostenibles y siguiendo criterios eficientes y saludables.